CuAnDo El MaR No TeNga SEd y El AmOr sEpA pERdeR VenDeRe Mi CoRaZoN, ParA DaRtE AlGo MeJor...

jueves, 30 de agosto de 2012

A veces necesitas detenerte a pensar...

A veces necesitas detenerte a pensar la forma en la que estas haciendo las cosas, es lo que quieres hacer, es lo que esperas tener, como estas programando tu vida.
Hoy es uno de esos días que me he detenido a hablar con Dios y pedirle serenidad, por que veo como en el mundo se destruyen unos a otros, veo como las traiciones vienen de quien menos esperas, veo como matan la ilusión de algo nuevo... Pienso en mi y me digo los aspectos que tengo que cambiar, no le pido salud solo le pido felicidad... pienso en el y le digo que abra un poco su corazón y me deje entender las decisiones de su cabeza, tal vez somos muy jóvenes  y yo estoy aventurandome de mas, tal vez vi muchas novelas de pequeña y me dejaron esa pequeña obsesión del matrimonio.
A veces necesitas detenerte a pensar como quieres hacer las cosas realmente, lo que harás y lo que tendrás, como programaras tu vida para que eso suceda.
Hace días que vengo haciendo un plan en mi cabeza, como el sueño de mi vida que quiero cumplir, se que cualquiera que lo escuche me dirá que ya lo ha escuchado antes y que no se cumplió, tengo miedo de verdad que no se haga realidad porque no tengo un plan B.
Quiero vivir en pareja, graduarme, que el se gradue, conocernos en pareja, dar el paso decisivo, pasar la prueba del primer año, del segundo y en su momento tener hijos... quiero lo bueno con lo malo, pero lo quiero a el en todo esto.
A veces necesitas detenerte a pensar en que te estas equivocando y que debes solucionar ya.
Hace minutos que estaba a punto de gritar, pero me di cuenta que no podía, debo dejarle ser joven ahora que puede, ser libre como el siempre a sido, dejarle respirar otro aire que no sea el mio, debo dejarle extrañarme un poco, por que así tendremos mas sed uno del otro, hay días que me desvivo haciendo que el se enamore un poco mas de mi... debo dejarle pero tengo miedo, por que así como llega el amor se va, de ahí la frase al que alimentarlo cada día... me he preguntado si llega a empacharse, a veces siento que si... yo lo empacho, lo malo a mi no me empacha, al contrario cada día que pasa deja de llenarme y necesito mas...necesito un poco mas.
A veces necesitas detenerte a pensar, bailar sola por un rato, cantar como desesperada, llorar como loca y reir como niño, porque este problema que te agobia hoy, seguro sera una tontería mañana.


1 comentario:

bichÖ dijo...

...que fuerte... dejar ir, soltar, desprenderse, siempre tan complicado pero tan necesario a la vez...
No te canses Vivian, un Dia de tantos Dios te toma la palabra.